Fecha: 22 Mayo, 2024 Tipo de cambio : s/ 3.726

Zevallos: “Sin duda hay un interés por controlar a la Policía y al Ministerio del Interior”

Adrian Moscoso Publicado 3:01 pm, 20 Julio, 2022

Vigilante.pe conversó con el exviceministro de Seguridad Pública , quien mostró su preocupación por la alta rotación de funcionarios en el Mininter y el último escándalo por la destitución repentina de Mariano González que puede ser el inicio del fin del gobierno. “A todas luces hay indicios de un interés para que no se continúen con las investigaciones”, afirmó.

Nicolás Zevallos, exviceministro de Seguridad Pública del Ministerio del Interior.

El gobierno de Pedro Castillo está afrontando una nueva crisis, debido a su abrupta decisión de retirar, sin sustento, al titular del Ministerio del Interior (Mininter), Mariano Gonzáles, quien dio detalles de la verdadera situación que se vive en el sector y de los actos irregulares de los que fue testigo en los 15 días que duró su gestión. Todo ello lo llevó a decir que no tiene “ninguna duda del compromiso que Castillo tiene con la corrupción”.

La destitución de González se dio precisamente después de que creó un nuevo equipo policial de inteligencia que acompañará al grupo especializado de fiscales que investigan la corrupción en el gobierno. Pero, además, tiene como principal objetivo ubicar y capturar a los prófugos cercanos al presidente, Bruno Pacheco, Juan Silva y Fray Vásquez.

Así, en casi un año de gobierno, el Mininter suma su séptimo ministro, Willy Huertas Olivas, en medio de una crisis generalizada en el sector por los constantes cambios entre los principales cargos de la Policía y en Inteligencia, aparato que fue copado por funcionarios afines de Palacio que se convirtieron en una especie de ‘coraza chotana’.

En ese complejo contexto, Vigilante.pe conversó con el exviceministro de Seguridad Pública del Ministerio del Interior Nicolás Zevallos, quien mostró su preocupación por la alta rotación de funcionarios y el evidente interés del gobierno por manejar a la Policía y el Mininter.

Exministro González se enteró de su salida del sector por un tuit de Pedro Castillo. (Foto: MININTER)
  • La remoción abrupta de Mariano González del Mininter abrió una nueva crisis para el gobierno y para el sector. Más aún por la graves denuncias que dio respecto a irregularidades en el Ejecutivo

Debería ser para nosotros una evidencia de la crisis terminal en la que se encuentra el sector del Interior y, eventualmente, el gobierno. Sería ideal ahondar con un análisis más técnico, pero la discusión tiene un corte político, porque las decisiones que están tomando en el sector, sin duda alguna, son ampliamente preocupantes. Lo que dice el ministro saliente es motivo de alerta, más aún sobre el hecho de la creación de esta unidad especializada para apoyar al grupo fiscal contra la corrupción del poder. Sin duda hay un interés por controlar a la Policía y al Ministerio del Interior. Si algo nos debe llamar a la alerta es esa expresa manifestación de querer controlar estos fueros.

  • Se da en una crisis ministerial generada por el propio gobierno. Es el séptimo ministro en un año, lo que resta continuidad a los trabajos de inteligencia sobre prófugos y otras políticas públicas, como seguridad ciudadana, conflictos sociales, etc…

La crisis es más que evidente. Hemos hablado con muchas personas cercanas al sector y suboficiales en actividad y en retiro, y nos dicen que nunca han visto un escenario tan convulsionado como el actual. Hace unos días publicamos con el Consejo Privado Anticorrupción un informe en la que mostramos la enorme rotación que tiene el sector Interior durante los primeros 11 meses. El sector tiene 25 unidades orgánicas que han sido ocupadas, hasta la fecha, por más de 110 funcionarios. No solo hablamos de siete ministros, sino también de 15 viceministros en dos viceministerios; de 37 directores generales; y 54 directores de línea. En promedio, un funcionario en el Mininter dura menos de un mes y medio. Sin duda alguna es muy complicado o imposible tomar decisiones certeras contra la delincuencia y criminalidad. A ello hay que sumarle que ya tenemos el cuarto comando policial en lo que va de la gestión de Castillo. Nunca se ha visto que en tan poco tiempo haya tantos cambios en el comando policial y, además, se suma la salida de 12 generales PNP, lo que significa un cambio importante de liderazgo. Esto suma a la crisis.

  • ¿Estos cambios en qué medida afectan?

Hay que sumarle la rotación porque ante cada cambio policial o de funcionarios en el Mininter, también hay cambios en las regiones policiales. Tenemos generales que deberían tener uno o dos años en puestos importantes como en La Libertad, Arequipa o Lima, y terminan pasando por esas direcciones solo tres o cuatro meses. Un ejemplo sucedió con el general Angulo, que fue jefe de la región Lima en cierto momento, pues estuvo en la dirección de seguridad ciudadana, pero luego lo pasaron a la región Trujillo y ahora lo han vuelto a mover a otra región. Así hay otros que han pasado de Inteligencia a regiones policiales o de estas a unidades especializadas. Así es imposible que la Policía tenga la capacidad de comandar sus labores.

Los hombres de confianza de Pedro Castillo siguen prófugos.
  • Cuando hablamos en especifico sobre la búsqueda de los prófugos Bruno Pacheco, Juan Silva y Fray Vásquez. ¿Considera que hay manipulación para retrasar estos procesos?

Lo que denunció González pone eso en evidencia. A todas luces hay indicios de un interés para que no se continúen con las investigaciones. Además, acaba de renunciar el reciente designado jefe de la Digimin, porque hay un temor de que se manipule su función que le corresponde bajo otros intereses. La Digimin también tuvo importantes cambios, pero todos asociados a la discusión de si ubicaron o no a Silva, Pacheco o a los sobrinos. Entonces hay serios indicios de querer bloquear las investigaciones, la salida de González es tal vez el indicio más claro.

  • Hace unos días publicamos un informe sobre la denominada ‘Coraza Chotana’ que evidenció el copamiento del aparato de Inteligencia que explica por qué siguen libres Silva, Pacheco y Vásquez. González quiso corregir esta situación. ¿Eso le costó el cargo?

Sí. Estamos en una profunda crisis que encuentra como una de sus principales herramientas en los constantes cambios. La Dirección General de Inteligencia, en 11 meses, tuvo seis directores. Hablamos que a través de estos cambios o designaciones, al parecer por intereses subalternos, se termina por retrasar la captura de estos personajes.

  • ¿Hay intención de dilatar las capturas para evitar una crisis más grave aún y definitiva para el gobierno?

La consecuencia es que se dilatan las acciones al no capturar. El cambio es un patrón tan constante que coincide con el contexto. No hay que hacer mucha matemática para darse cuenta que hay una intencionalidad en esos cambios y nombramientos.

  • ¿Fue oportuna la creación del equipo especializado de la PNP?

Más que oportuna, necesaria. Entiendo que fue un pedido fiscal, que hizo bien en crear su propio equipo altamente especializado, y lo que correspondía es que el Mininter acompañe de manera efectiva este esfuerzo. Honestamente, hay una trayectoria detrás de (Harvey) Colchado y de los oficiales que demuestra su eficacia para llevar a cabo estas investigaciones. Colchado, recordemos, viene de fundar la División de Investigación de delitos de Alta Complejidad (Diviac) que tuvo más de 100 organizaciones criminales desarticuladas. Es decir, hablamos de personas altamente especializadas en inteligencia, búsqueda y lucha contra el crimen organizado. Sí había motivo para que se preocupen (en el gobierno). Aún las hay.

Fuente: El Comercio.
  • El nuevo ministro del Interior, Willy Huerta, mencionó que está dentro de sus potestades desactivar ese equipo especializado…

Sería evidente que no hay ningún interés en acompañar al equipo de la Fiscalía y, por ende, ningún interés en hacer investigaciones serias y formales y profundas en torno a la corrupción. Que el nuevo ministro hable de evaluar al equipo es un pésimo mensaje.

  • ¿Cómo devolverle la institucionalidad al Mininter?

Si bien hay asuntos de fondo que siguen pendientes en torno a la reforma policial y demás. El asunto ahora es de corte político y, lamentablemente, de corte judicial. Son temas que deben resolverse en otras esferas pues trasciende largamente las posibilidades técnicas de un sector que no tiene una reforma. Mientras esos asuntos políticos no se resuelvan en lo más breve vamos a seguir viendo este tipo de manipulaciones de la función pública que, además, afectan la seguridad ciudadana. Eso es lo que se debe visualizar, es imposible que uno pueda vivir seguro con tantos cambios y más aún cuando estos no se producen en función de mejoras sino en función de intereses subalternos de quienes están gobernando.

LEE TAMBIÉN:

https://vigilante.pe/2022/07/19/harvey-colchado-grupo-especial-pnp-de-apoyo-a-fiscal-marita-barreto/

COMPARTIR NOTICIA