Fecha: 14 Julio, 2024 Tipo de cambio : s/ 3.729

Apurímac: candidatos de Perú Libre con postura antiminera logran alcaldías claves

Redacción Vigilante Publicado 1:38 pm, 4 Octubre, 2022

En esta región, donde se ubica el proyecto minero Las Bambas, el partido del lápiz ganó en distritos estratégicos, donde han sido electos exdirigentes antimineros, lo que podría los conflictos sociales y provocar nuevos bloqueos en el corredor minero del sur.

Comuneros de Challhuahuacho protestaron contra la actividad minera.

El impacto de la incertidumbre política y económica por la poca capacidad del gobierno de Pedro Castillo para manejar los conflictos sociales en torno a la actividad minera se expresó en la perdida de millones de soles en canon y regalías para los distritos, provincias y regiones que conforman el Corredor Minero Sur.

Y aunque Perú Libre tuvo un rotundo fracaso electoral en los gobiernos regionales, las alarmas se encienden otra vez en Apurímac, donde se ubica el proyecto Las Bambas, por el triunfo de candidatos del partido de gobierno de postura abiertamente antiminera en alcaldías provinciales y distritales claves para esta región minera.

La protesta en la comunidad de Challhuahuacho provocó la paralización de la operación minera Las Bambas, lo que generó una perdida de más de US$400 millones para el país y más de S/220 millones para Apurímac. A ello se sumó una serie de protestas en Cusco donde algunas comunidades pedían anexarse a Apurímac para obtener también beneficios de la actividad minera.

La falta de muñeca del entonces ministro de Energía y Minas, Carlos Palacios, provocó que la situación se recrudeciera, debido a que no se llegaba a ningún punto en concreto en las mesas de diálogo. A ello se sumó los comentarios desatinados del premier Aníbal Torres, quien incluso afirmó que los comuneros lo querían secuestrar. Esto agravó el conflicto y derivó en ataques vandálicos a los campamentos mineros.

Mientras los manifestantes quemaban camiones, instalaciones y agredían a trabajadores de las mineras, el gobierno de Castillo no supo cómo defender el estado de derecho y tampoco supo proteger a la inversión privada. La reacción fue únicamente viabilizar las demandas con “mesas de diálogo”, mientras tanto los actos delictivos se cometieron impunemente.

Lo cierto es que ese comportamiento del Ejecutivo abrió un espacio que dirigentes y asesores comunales supieron aprovechar. Para que les hagan caso se deben tomar medidas radicales como el bloqueo de carreteras, el ataque a los campamentos mineros o el ingreso ilegal a instalaciones privadas.

¿ALCALDE ANTIMINERO?

La comunidad de Challhuahuacho es zona de impacto de la operación minera y ha sido punto de varias protestas en contra de la actividad. Entre sus dirigentes está Gregorio Rojas, vinculado a los hermanos Chávez Sotelo, quienes son procesados por el presunto delito de extorsión a Las Bambas.

Durante el 2021, Rojas tuvo mayor presencia en las protestas que provocaron el cierre de operaciones de la minera, incluso amenazó con evitar que el proyecto continúe.

En el último proceso electoral, Rojas postuló como regidor accesitario al distrito de Challhuahuacho con Perú Libre, cuyo candidato fue Luis Iván Cruz Puma, cercano a Vladimir Cerró, el dueño del partido. En 2018 ya había postulado al cargo por Perú Libertario, la primera marca electoral del sentenciado por corrupción.

 

El excongresista de Apurímac Richar Arce mencionó que son varias las jurisdicciones que ganó Perú Libre en la zona del Corredor Minero. “(Han ganado) también en Chumbivilcas, Velille y otros dos más ( en Cusco). Esto significa que la oposición que tienen las comunidades contra la actividad minera, que se manifiesta con movilizaciones, está legitimándose con esta elección”, explicó en Perú21.

En la provincia de Cotabambas también ganó Perú Libre, que además colocó alcaldes en los siguientes distritos de Apurímac:

  • Coyllurqui: Fritz Valencia Barcena
  • Cotabambas: Gregorio Maquerhua Quispe
  • Mara: Willy Escalante Escalante
  • Chalhuahuacho: Iván Cruz Puma

IMPACTO ECONÓMICO

El presidente de la Sociedad Nacional de Minería, Petróleo y Energía, Raúl Jacob, señaló que Apurímac sigue percibiendo los beneficios del desarrollo de la minería formal, a pesar del permanente ambiente de conflictividad social que ha enfrentado esta región en los últimos años, pues se le entregó S/ 316 millones de canon este año frente a los S/ 5.8 millones del 2021. Esto significa un crecimiento de 54 veces.

“El mayor canon se agrega al importante impacto de la actividad minera en la región Apurímac, reflejado en una reducción significativa de la pobreza y el aumento sustancial del empleo directa e indirectamente por la actividad económica de la minería”, indicó.

LEE TAMBIÉN:

https://vigilante.pe/2022/10/03/peru-libre-las-razones-de-su-fracaso-en-las-elecciones-2022/
https://vigilante.pe/2022/10/04/rafael-lopez-aliaga-el-plan-de-gobierno-del-nuevo-alcalde-de-lima/

COMPARTIR NOTICIA