Fecha: 14 Julio, 2024 Tipo de cambio : s/ 3.729

Justicia para Saweto: 28 años de cárcel para asesinos de Edwin Chota

El fallo es el primero de su tipo en la región y constituye un precedente legal e histórico, así como un paso en adelante en el largo camino de lograr justicia y que el Estado alcance a todos los peruanos por igual. La lectura completa de la sentencia se realizará el lunes 27. Luego de ello se espera la apelación de las defensas de los acusados, que será tratada por la Primera Sala Penal de Apelaciones.
Redacción Vigilante Publicado 1:34 pm, 24 Febrero, 2023
El 29 de agosto de 2014, los líderes ashéninkas de Saweto, Edwin Chota, Leoncio Quintisima, Jorge Ríos y Francisco Pinedo, partieron rumbo a Apiwtxa, en Acre, Brasil, a fin de reunirse y conocer medidas a tomar frente a la creciente invasión de su territorio por parte de madereros ilegales.
Ya desde el 2008, Edwin Chota Valera y los suyos, denunciaban a madereros relacionados a la empresa Ecofusac, de depredar su territorio para extraer los productos maderables. En represalia, Chota fue acusado de narcotraficante y blanco de muchas amenazas contra su integridad. En 2013, gracias a una denuncia de Chota y Ríos, la FEMA inmovilizó 986 trozas de madera valorizadas en más de 200 mil soles a Hugo Soria, luego de lo que el maderero le dijo “un sawetino va a morir, te voy a denunciar por narcotraficante”. Sin embargo, lo peor llegaría en septiembre del 2014.
El 1 de septiembre, mientras iban a la altura del Varadero de Cañaña, los comuneros fueron interceptados por peones de la empresa maderera, quienes los torturaron, violaron y finalmente asesinaron a balazos. Los cuerpos fueron dejados para que las aves y animales consuman los restos. Un testigo de la zona narró con lujo de detalles como los verdugos contaron su crimen en un bar en Putaya, esto, aunado a otras pericias realizadas por forenses, ayudaron a que la Fiscalía solicitase 35 años para cinco madereros de la zona, entre ellos, dos empresarios.
Desde entonces, las viudas y familiares iniciaron una búsqueda y exigencia de justicia, luego de más de ocho años, y con una viuda fallecida, se inició el juicio oral. El caso Saweto estuvo a punto de archivarse, pasó por las manos de hasta cinco fiscales. Durante el juicio oral hubo un descuidado trámite de testigos mientras deudos denunciaban amenazas y remanente presencia de madereros ilegales en la comunidad. Sin embargo, el día llegó.
“Fallamos, primero, condenando a Eurico Mapes Gómez, Josimar Atachi Félix, y Segundo Atachi Félix (…) como coautores (…) segundo, condenando a Hugo Soria Flores y José Carlos Estrada Huayta (…) como autores mediatos del delito contra el cuerpo y la salud en la modalidad de homicidio calificado con la circunstancia agravante de alevosía (…) en consecuencia les imponemos 28 años y tres meses de pena privativa de libertad efectiva”, leyó el juez ponente, Jason Panduro del Águila.
El fallo es el primero de su tipo en la región y constituye un precedente legal e histórico, así como un paso en adelante en el largo camino de lograr justicia y que el Estado alcance a todos los peruanos por igual. La lectura completa de la sentencia se realizará el lunes 27. Luego de ello se espera la apelación de las defensas de los acusados, que será tratada por la Primera Sala Penal de Apelaciones.
*Nota periodística publicada por La Voz Ucayalina

COMPARTIR NOTICIA