DESTACADA INFORMATIVAS

Crisis educativa: ¿El 2021 fue un año perdido en la educación básica?

El año lectivo 2021 en los centros de educación básica regular culminó, sin embargo, la mayoría de colegios a nivel nacional no ha retomado las clases presenciales. ¿Qué no espera en el 2022?

Uno de los sectores más golpeados por la pandemia del coronavirus fue el de educación. Pues, debido a las medidas de bioseguridad y el aislamiento social obligatorio, cientos de miles de maestros y estudiantes tuvieron que permanecer en sus casas desde hace casi 21 meses. Además, tuvieron que adaptarse a la modalidad virtual asincrónica del dictado de clases. En definitiva, un reto en todos los sentidos.

Por otro lado, las herramientas y la red de internet también fueron un inconveniente para que alumnos y docentes no puedan acceder a sus sesiones de clase por la carencia de los mismos. Ante esta problemática y casi dos años más tarde, el ministerio aún no ha presentado soluciones certeras ante esta problemática. Pues, de acuerdo a lo expresado por Norma Correa, antropóloga especializada en políticas públicas, en una entrevista para RPP, Carlos Gallardo no fue claro en la última conferencia de prensa que ofreció a los medios el día previo a su censura.

Más detalles

Según lo expresado por la especialista, el titular de la cartera no brindó soluciones respecto a la emergencia educativa que viene aquejando al país. Asimismo, expresó que el puesto de representación en el Minedu, debe ser ocupado por un funcionario capaz de lidiar con estas problemáticas y que ofrezca un frente claro desde el Gabinete, así como también, estar dispuesto a colaborar junto al sector privado.

En la misma línea, indicó que actualmente existen diversas incongruencias dentro del sector; en este punto, expresó su discrepancia frente a la consulta realizada sobre la norma técnica para el retorno a clases. Esto, porque considera que no observa una correcta coordinación con el sistema de salud al imponer las restricciones dentro de los centros educativos. De este modo, mencionó que no le resulta coherente los porcentajes de aforo e, incluso, las horas que los estudiantes podrían permanecer en las aulas.

Según el documento titulado “Disposiciones para la prestación del servicio educativo en las instituciones y programas educativos de la Educación Básica de los ámbitos urbanos y rurales, en el marco de la emergencia sanitaria de la COVID-19 para el año 2022”, se indica que, tan solo se podrá hacer uso del 20% del aforo de espacios para realizar actividades de recreación; además, se expresa que esto será posible únicamente en aquellos centros catalogados con el nivel de alerta moderado y alto.

Es decir, se pretenden implementar en el retorno a clases del año lectivo 2022, mantener tanto los espacios abiertos como los cerrados con ventilación, un aforo reducido a fin de hacer cumplir el distanciamiento social obligatorio. Esto se llevará a cabo gracias a una fórmula utilizada por el equipo técnico detrás de la creación del documento, misma que especifica que cada 2.25 m2 de un espacio estaría destinado exclusivamente para una sola persona.

Últimos en la fila

Norma Correa también mencionó que, lamentablemente, Perú aún permanece al final de la lista de los países que retomaron sus clases bajo una modalidad semipresencial. Pues, mientras que países como Argentina o Bolivia cuentan con poco más del 90% de su población estudiantil acudiendo a clases en colegios públicos y privados o, como Colombia que anunció el inicio de clases presenciales para el año siguiente, Perú aún no ha ofrecido un mensaje claro y directo para acelerar este proceso. Es necesario considerar que, según lo dicho por Correa Aste, solo el 10.4% de estudiantes ha regresado a los salones, cifra que indica que alrededor del 90% de los mismos sigue “apostando” por la educación virtual.

Dejar un comentario

Tu dirección email no será publicada

También te puede interesar